El pasado viernes 19 de junio se llevó a cabo una nueva conmemoración del aniversario institucional de la Policía de Investigaciones que, debido a la pandemia por coronavirus, se realizó sin ceremonia por el riesgo de contagio y con detectives desplegados en las calles a través del servicio especial por covid-19 para contribuir al control de las medidas en la población junto a organismos de defensa y seguridad pública.

A nivel nacional se realizó una única actividad de conmemoración por el 87º Aniversario de la PDI encabezada por el Director General, Héctor Espinosa Valenzuela, quien destacó el trabajo realizado en los ámbitos de investigación criminal, control migratorio y control del orden público durante el 2019.

En la región de Aysén solo se llevó a cabo la Lista Solemne e Izamiento de Pabellones Nacional e Institucional en los tres cuarteles policiales de las ciudades de Coyhaique y Puerto Aysén, respetando las medidas sanitarias y distanciamiento social.

El año pasado marcó un precedente en la labor de la policía civil, ya que debido al estallido social la PDI integró a sus funciones la labor de seguridad pública, poniendo a disposición de la ciudadanía patrullajes preventivos para controlar el orden público. En ese mismo sentido, el actual contexto mundial y la situación a nivel país a consecuencia de la pandemia del covid-19 ha obligado a la PDI a reinventarse nuevamente para cumplir con las exigencias que la ciudadanía y el país demanda.

Cabe destacar que, en el aniversario 87 de la PDI, la institución es una de las mejores evaluadas por la ciudadanía en términos de desempeño, demostrando el profesionalismo, compromiso y calidad en la investigación de los delitos de alta complejidad, “nuevamente cumplimos un año más de vida con una alta aprobación ciudadana, en la última encuesta CADEM obtuvimos el primer lugar de las instituciones evaluadas logrando un 73% de aprobación bajo un contexto complejo. Ese resultado representa nuestro mayor patrimonio, del cual nos sentimos orgullosos y tenemos el deber de cuidar”, destacó el Jefe Regional de la PDI Aysén, Prefecto Rafael Guerra Pérez.

Resultados Regionales 2019

Entre los eficientes resultados operativos en el área de la Investigación Criminal destacaron 1.645 órdenes de investigar recibidas, de las cuales 1.242 tuvieron resultado positivo, representando un 75,5% de efectividad. Además, 635 personas fueron detenidas durante el 2019, deteniendo un promedio aproximado de 53 personas al mes. Se cursaron 1.693 denuncias, significando un 36,6% más que el año pasado, donde los principales delitos denunciados se relacionan con el uso fraudulento de tarjetas de crédito y/o débito, estafas y otras defraudaciones y delitos contra la propiedad.

En la misma línea, se informaron 956 peritajes criminalísticos, se realizaron 1.044 concurrencias a sitios de suceso, con un índice de entrega de informes periciales a organismos externos de un 100%.

Droga incautada

El año pasado en 146 procedimientos antinarcóticos se incautaron 3.289,43 gramos de cannabis sativa procesada, correspondiente a 7.168 dosis, avaluadas en $107.524.350 pesos; 932,55 gramos de clorhidrato de cocaína, correspondientes a 3.730 dosis, avaluadas en $74.604.000; y 36,23 gramos de cocaína base, correspondiente a 543 dosis, avaluadas en $8.151.750 pesos. Asimismo, se incautaron 67 plantas de cannabis, avaluadas en $33.500.000 pesos; 74,9 gramos de hachís, equivalente a 225 dosis, avaluadas en $3.370.500 pesos; 81 estampillas de LSD, avaluadas en $3.240.000, y 289 fármacos y otras sustancias.

El total del avalúo de la droga sacada de circulación durante el 2019 en la región de Aysén corresponde a cerca de 230 millones de pesos, “lo que representa que nuestro trabajo en el combate del tráfico de drogas es socialmente rentable”, destacó el Prefecto Rafael Guerra.

En estas diligencias, se detuvo a un total de 69 personas por su participación en delitos contemplados bajo la Ley 20.000. Respecto al trabajo del Plan Comunal Antidrogas Microtráfico Cero (MT-0), los equipos realizaron 24 procedimientos con 28 personas detenidas, logrando desarticular 14 puntos de venta e incautar más de 3.200 dosis de droga. Cabe destacar que el Plan MT-0 busca contribuir a desbaratar el microtráfico a nivel local, aportando a reducir la sensación de inseguridad.

Control migratorio

Los principales resultados destacan el control de ingreso y salida de cerca de 338.036 personas en los pasos fronterizos Coyhaique Alto, Integrado Huemules y Río Jeinimeni. En cuanto a control de extranjeros, se logró un gran avance en las fiscalizaciones, ya que el análisis y
planificación permitió generar procedimientos cada vez más eficaces. Se realizaron más de 76 fiscalizaciones a extranjeros, denunciando a la autoridad administrativa a 468 personas por infringir la Ley de Extranjería y se denunció al Ministerio Público a siete personas por el delito de ingreso clandestino.

Desafíos 2020

Si bien la realidad regional es muy particular, a nivel local “la PDI ha redoblado sus esfuerzos para integrarse al trabajo de control de la seguridad pública durante la pandemia, manteniendo la fuerza operativa de la región para la investigación de los delitos complejos en coordinación con el Ministerio Público de Aysén”, destacó el Prefecto Rafael Guerra, agregando que a partir de marzo la institución se ha hecho cargo de otro tipo de investigaciones, asociadas al robo de insumos médicos, personas que no respetan las cuarentenas, quebrantamiento del toque de queda, falsificación de alcohol gel, entre otros, con la creación de un grupo de trabajo especial que investiga los delitos asociados al covid-19. Además, debido a la pandemia y a las recomendaciones de la autoridad sanitaria, la PDI ha detectado que la acción delictual ha ido mutando hacia delitos que tienen como escenario el espacio virtual y el uso de tecnologías de la información y las comunicaciones principalmente.

Como el delincuente no puede hacer lo que hacía en período de normalidad, ha evolucionado hacia el “delito indoor” u otras formas de engaño, inventando o creando nuevas formas de criminalidad, y para eso la policía civil tiene que estar preparada y adelantada.

Es así que “como policía referente en la investigación criminal de los delitos de alta complejidad es sumamente importante ir adaptándonos a los nuevos contextos, paradigmas y evolución de los delitos para poder combatirlos con una investigación criminal profesional y de calidad, porque somos la policía investigadora por excelencia y en nuestros 87 años de historia hemos fortalecido nuestra capacidad ante la mutabilidad de los delitos y fenómenos que afectan la tranquilidad ciudadana”, finalizó el Jefe Regional de la PDI Aysén, Prefecto Rafael Guerra Pérez.