El presidente de la entidad, Conrado Redlich, manifestó que los indicadores no representan el impacto que sufren las Mipymes en la crisis y que las cifras podrían estar desacopladas al no considerar a las personas acogidas a la Ley de Protección al Empleo que se encuentran suspendidas laboralmente, quienes en gran medida podrían no retomar sus funciones.

Luego de conocerse la desocupación en la región de Aysén, que alcanza un 7,5% de acuerdo a los últimos datos del INE, el presidente de la Multigremial de MiPymes de Aysén, Conrado Redlich, manifestó que estas cifras no reflejan la realidad local ni el impacto económico que ha tenido la pandemia en el mundo de las MiPymes.

“Si sumamos a las personas acogidas a la Ley de Protección al Empleo y consideramos que la mitad de los trabajadores no serán recontratados, hoy estamos hablando de cifras de desempleo a nivel nacional y regional que fácilmente pueden alcanzar el 15%”, dijo Redlich.

En esa línea, el dirigente recordó que la reciente encuesta de Microdatos de la Universidad de Chile señaló que solo en el Gran Santiago hay un 15,6% de desocupación, por lo que cree que las cifras están desacopladas de la realidad.

Redlich agregó que estos números son preocupantes y que, dada la contingencia, la estimación es que “la tendencia siga al alza”.

IMACEC de las Mipymes

Respecto del IMACEC de 15,3% informado por el Banco Central, el presidente de la Multigremial señaló que es urgente contar con una herramienta que permita medir de forma más precisa el impacto de la crisis en las Mipymes: “La baja en ventas en los sectores de servicios, transportes, gastronomía y hotelería golpearon fuertemente a las micro, pequeñas y medianas empresas, lo que implicó una caída de la actividad económica cercana a 30% para las Mipymes en mayo”.

Finalmente, el líder gremial hizo un llamado a “trabajar unidos” y a generar un “acuerdo nacional” para evitar la violencia una vez que pase la pandemia, de otra forma, dijo, “nadie nos sacará de esta crisis”.