La iniciativa de los diputados Alinco, Mulet, Sepúlveda y Velásquez de la Bancada Regionalista fue aprobada y pasó al Senado para continuar con su camino legislativo.

Durante la tarde de este miércoles, la Cámara de Diputadas y Diputados aprobó por 95 votos a favor, 36 en contra y 22 abstenciones, el pase al Senado del proyecto presentado por los parlamentarios René Alinco, Alejandra Sepúlveda, Esteban Velásquez y Jaime Mulet, y que persigue el retiro del 10% de los fondos previsionales individuales de los trabajadores, iniciativa que en su camino legislativo en la Cámara Baja, generó gran revuelo no solo en el Gobierno, sino que además capturó gran interés de la comunidad, que gracias a su presión transversal permitió que diputados con voto indefinido opten por aprobar este proyecto de reforma constitucional.

Como uno de los autores del proyecto que se espera pase en unos días más al Senado, el parlamentario René Alinco señaló muy contento que este miércoles quedará pasará la historia porque se ha abierto una ventana para la discusión de fondo frente al sistema previsional que rige en el país, lo que ha quedado demostrado con el interés de las personas quienes han seguido de cerca el camino legislativo de este proyecto en su cámara de origen. «Es un gran día para el mundo del trabajo de Chile. De ellos es el triunfo, afortunadamente la Cámara dio muestras de sensatez, de sensibilidad social y de escuchar al pueblo…”, afirmó el congresista independiente.

Asimismo, Alinco señaló que “se ha ganado un proyecto importante, lo que significa también, un paso importante para la lucha reivindicativa para los trabajadores chilenos…”, y en esa misma línea, agregó que «Esperamos que este proyecto llegue a buen puerto, porque es humano, social y digno. Por primera vez en la historia de las AFP impuestas a sangre y cañón por la Dictadura Militar los trabajadores podrán al menos decidir en qué ocupar en este momento de crisis el 10% de sus ahorros. Esperamos que el Senado tramite rápidamente este proyecto y no lo desfigure, no le ponga letra chica, ni puntos ni comas… por lo que trabajadores tienen que estar atentos por alguna triquiñuela que se le ocurra a algún político que tenga intereses en alguna de las AFP», cerró el parlamentario.

¿Cómo pasa el proyecto al Senado?

La idea central de la iniciativa propone que, excepcionalmente y para mitigar los efectos sociales derivados del estado de catástrofe decretado a causa del Covid-19, se autorice a los afiliados del sistema privado de pensiones de forma voluntaria y por única vez, a retirar hasta el 10% de los fondos acumulados en su cuenta, estableciéndose como monto máximo de retiro el equivalente a ciento cincuenta unidades de fomento y un mínimo de treinta y cinco unidades de fomento.

Para resolver dudas es que desde la Cámara de Diputados informaron que el retiro no es obligatorio, por lo que el proyecto autoriza a los afiliados del sistema privado de pensiones de forma voluntaria y por única vez al retiro propuesto. Asimismo, señalan que las personas que se encuentran recibiendo su pensión no pueden optar a esta propuesta.

¿Qué pasa si tengo menos de un millón de pesos?

Esta pregunta se ha leído constantemente, y en ese sentido es importante recalcar que en el evento de que el 10% de los fondos acumulados sean inferiores a 35 UF, el afiliado podrá retirar hasta dicho monto. En el caso de que los fondos acumulados en su cuenta de capitalización individual sean inferiores a las 35 UF, el afiliado podrá retirar la totalidad de los fondos acumulados en dicha cuenta.

¿Cómo se harían los pagos?

El 50% se entregará en un plazo máximo de diez días hábiles de presentada la solicitud ante la respectiva administradora de fondos de pensiones a que pertenezca el afiliado. El 50% restante, en el plazo máximo de 30 días hábiles, a contar del desembolso anterior.

Cabe mencionar que estos dineros serán entregados de forma íntegra sin ser afectados por algún impuesto.