La Encuesta, reveló a nivel regional, un aumento de quienes declaran haber sufrido algún tipo de violencia en los últimos 12 meses.

Esta semana se dieron a conocer los datos de la IV Encuesta Nacional de Violencia contra la Mujer en el Ámbito Intrafamiliar y Otros Espacios y, con objeto de continuar reforzando el trabajo preventivo, la seremi de la Mujer y la Equidad de Género de la región de Aysén se trasladó hasta la localidad de Ñirehuao para entregar información y difundir la campaña “En esta Comunidad No Entra la Violencia” a través de la directiva de la Junta de vecinos de esta localidad.

Entre varios puntos relevantes a nivel nacional, se visualiza que 2 de cada 5 mujeres (41,4%) señalan que han sido víctimas de violencia alguna vez en su vida. Sumado a
esto, otro de los datos que arrojó el estudio es que las mujeres están declarando en una mayor proporción ser víctimas de violencia psicológica, llegando a un 38,3%, mientras que en 2017 ese número era un 35,9%.

“No sólo es preocupante observar estas cifras, sino alarmante y, es esa alerta es la que nos alienta a seguir trabajando, ya que vemos con esperanza que las mujeres se están atreviendo cada vez más, que ya no es normal el maltrato y, estas señales son las que nos motivan a trabajar con más fuerza por el cambio cultural que requiere el país y nuestra región de Aysén”, señaló Magali Pardo Jaramillo, seremi de la Mujer y la Equidad de Género.

En cuanto a la desagregación por regiones, es posible notar que las prevalencias de violencia general año presentan aumentos significativos en 9 de las 16 regiones. Las
regiones que presentan aumento de quienes declaran haber sufrido algún tipo de violencia en los últimos 12 meses son: Arica, Tarapacá, Atacama, Coquimbo, Maule, Bío Bío, La Araucanía, Los Ríos, y Aysén.

En relación con las cifras regionales la autoridad regional de la Mujer y la Equidad de Género, informó “Particularmente la región de Aysén presentó un aumento de 14.7% a un 19.6% cifra que nos preocupa y nos indica que debemos seguir trabajando y reforzando las acciones que en conjunto nos permitan eliminar todo tipo de violencia contra la mujer. Como Ministerio, desde el primer día y especialmente en este periodo de pandemia, hemos desplegado diversas campañas, como la que me permitió llegar a Ñirehuao y otras localidades, estrategias donde nos hemos enfocado en las comunidades para fomentar las redes de apoyo, desnaturalizar la violencia y fortalecer el trabajo preventivo y de acceso a información para orientar y apoyar a víctimas y testigos de violencia contra la mujer”.

REVISA EL ESTUDIO AQUÍ: http://cead.spd.gov.cl/centro-de-documentacion/