La Corte de Coyhaique acogió el lunes 28 de septiembre– el recurso de apelación presentado por el Ministerio Público y decretó la prisión preventiva de Diego Nikolás Bastías Orellana y Agustín Nazlo Bastías Orellana, imputados como autores del delito frustrado de homicidio. Ilícito perpetrado el sábado 19 de septiembre pasado, en la comuna de Puerto Aysén.

En fallo unánime (causa rol-292 y 294-2020), la Primera Sala del tribunal de alzada –integrada por los ministros Pedro Castro Espinoza, Sergio Mora Vallejos y José Ignacio Mora Trujillo– revocó la resolución impugnada, dictada por el Juzgado de Garantía de Puerto Aysén, que dejó a los imputados sujetos a las medidas cautelares de arresto domiciliario total y prohibición de acercarse a la víctima.

“Atendido el mérito de los antecedentes que se conocen; alegaciones de los intervinientes; considerando que, con los elementos probatorios hasta ahora reunidos se encuentra justificada la existencia del delito por el cual se ha formalizado a los imputados Diego Nikolás Bastidas Orellana y Agustín Nazlo Bastías Orellana, y su participación en calidad de autores y, estimándose aquellos antecedentes como suficientes para considerar que la medida cautelar personal de prisión preventiva que el Ministerio Público solicita que se decrete, aparece como proporcionada en atención a que la libertad de los imputados constituye un peligro para la seguridad de la sociedad, considerando la gravedad de la pena asignada al delito por el que se les ha formalizado, el carácter y forma de comisión del mismo y existencia de procesos pendientes respecto de ambos encartados; y lo dispuesto en el artículo 140 del Código Procesal Penal”, sostiene el fallo.

Por tanto, se resuelve que:  “SE REVOCAN las resoluciones apeladas de fecha veinticinco y veintiséis de septiembre de 2020, en cuanto por ellas se rechazó la medida cautelar de prisión preventiva solicitada por el Ministerio Público, decretándose las medidas de arresto domiciliario total y prohibición de acercarse a la víctima; y en su lugar, se resuelve que se decreta la medida cautelar personal de prisión preventiva en contra de los imputados Diego Nikolás Bastidas Orellana y Agustín Nazlo Bastías Orellana, respectivamente”.

Según el ente persecutor, alrededor de las 05.20 horas del sábado 19 de septiembre de 2020, los hermanos Bastías Orellana concurrieron hasta la Villa Chiloé de la comuna de Puerto Aysén, lugar donde vive la víctima, el menor C.G.P.N, con quien el imputado Agustín Nazlo había mantenido una discusión por redes sociales.

En dicho contexto, en la vía pública, Agustín Nazlo agredió a la víctima. Paliza a la que se sumó su hermano Diego Nikolás, procediendo ambos a golpear con puño y pies en diversas partes del cuerpo a C.G.P.N. Golpes que se concentraron en la cabeza de la víctima, quien se encontraba tendida en el suelo. Luego, Diego Bastías Orellana procedió a golpear nuevamente la cabeza de la víctima con un palo, provocándole heridas cortantes de 6 y 4 centímetros, traumatismo encéfalo craneano grave y extensas contusiones y lesiones de carácter grave que, de no mediar atención médica oportuna, le habrían causado la muerte.