La tasa será de un 2 % y lo recaudado se invertirá en 4 áreas importantes.

Este martes 12 de enero, el diputado aysenino René Alinco Bustos presentará un proyecto de reforma constitucional en la Cámara de Diputadas y Diputados, con el que se pretende establecer un impuesto del 2 % a los súper ricos de Chile en medio de esta crisis sanitaria y económica que azota al país, esto mediante una figura de “aporte solidario extraordinario” por parte de aquellas personas que acumulan grandes riquezas con la finalidad de morigerar los efectos sociales y económicos adversos provocados por la pandemia por Covid-19. De esta forma, los fondos recaudados serán orientados a materias que requieren urgentemente una inyección de recursos para obtener el objetivo buscado.

El parlamentario autor de esta iniciativa comentó:

 

En ese sentido es que el proyecto que será presentado en la Cámara Baja, señala la creación de un aporte de carácter extraordinario que recaerá sobre el patrimonio de las grandes riquezas personales, cuya recaudación será destinada a la mitigación de los efectos adversos provocados por la situación pandémica que atraviesa el país. Quedará gravado con una tasa de dos por ciento (2%) el patrimonio bruto de las personas naturales con domicilio en Chile, titulares de bienes y derechos, en Chile o en el extranjero al 31 de diciembre de 2019, equivalentes a un valor igual o superior a diez millones de dólares americanos.

Así explicó el parlamentario:

 

Es importante señalar que el proyecto detalla que lo recaudado por medio de este aporte será destinado en un 25% a infraestructura, insumos médicos y remuneraciones de trabajadoras y trabajadores relacionados a la salud pública, especialmente a la atención primaria; un 25% a proyectos que promuevan el crecimiento de micro, pequeñas y medianas empresas; un 25% a programas de subsidios habitacionales que beneficien a la población más vulnerable y finalmente un 25% será destinado a una renta básica universal de emergencia.