De acuerdo al Mineduc, el 100% de los establecimientos de la región presentaron sus protocolos para asegurar un retorno seguro, gradual y voluntario por parte de los más de 23 mil alumnos en Aysén.

Hasta el Colegio Alborada de Coyhaique se trasladaron la Intendenta Regional Margarita Ossa y el seremi de Educación Sergio Becerra, a fin de inspeccionar las medidas y protocolos adoptados por los establecimientos educacionales ad portas del regreso voluntario a clases en la región de Aysén, el cual abarcaría a más de 23 mil alumnos, pactado para el próximo 1 de marzo.

Tras la inspección por el recinto, la Intendenta de Aysén Margarita Ossa dijo:

 

Desde el establecimiento Alborada, su directora Mariela Rojas, explicó:

 

Por su parte el seremi de educación de Aysén, Sergio Becerra, explicó:

 

Por último, desde el Gobierno recalcaron que valoran el valioso e insustituible rol que cumplen los profesores en la formación y la educación de nuestros niños y jóvenes,
insistiendo además que la decisión final de enviar a sus hijos al colegio la tomarán los padres y apoderados porque son los que mejor conocen la situación de sus hijos.