La empresa portuaria comenzó el primer semestre posicionándose positivamente en el mercado: Ha logrado superar mes a mes su transferencia de tonelaje, ha sabido mantenerse como el puerto líder de la región de Aysén, y hoy se proyecta de manera tal que a la fecha ya ha logrado superar el presupuesto anual del año 2021. Qué mejores indicadores para la empresa y su equipo, que en septiembre de este año cumplirá 23 años.

El desempeño de la Empresa Portuaria Chacabuco –parte del Sistema de Empresas Públicas- ha estado marcado los últimos tres años con cifras positivas en sus estados de resultados. De recaudar en 2017 apenas $49 millones en utilidades, el 2020 se marcó todo un hito, donde se logró recaudar $322 millones. Todo indica que esté año será aún mejor y que ésta será la hoja de ruta para el futuro de Emporcha, donde se espera cerrar el 2021 superando los $500 millones en utilidades, un 55% más que el año anterior.

Respecto a lo mencionado, María Francisca Yáñez, Presidenta del Directorio de Emporcha desde 2019 comenta “Nuestro objetivo como Directorio al recibir a Emporcha con números bajos fue dejar a la empresa mejor de como estaba, un desafío difícil, pero a todas luces no imposible. Desde ese día hemos tomado todas las medidas y los instrumentos a nuestro alcance para que Puerto Chacabuco tenga un futuro brillante, donde las decisiones de ayer y hoy, en conjunto con nuestros trabajadores, han construido los resultados que hoy son significativos”.

Y es que éste resultado no ha estado exento de imprevistos, y se ha conseguido superando varias amenazas y desafíos que aparecieron con el tiempo, pero ni la crisis social, ni la pandemia han sido un impedimento para todo un equipo que día a día trabaja para abastecer y darle una conectividad óptima a los habitantes de una región que bordea las 102 mil personas, y donde una gran cantidad de ellas vive en zonas de difícil acceso, como islas y fiordos. En este sentido, el rol social que simboliza Emporcha toma extrema significancia y es su principal motor para querer seguir haciendo las cosas bien.

Según los últimos reportes de la Empresa Portuaria Chacabuco en sus estados financieros, las utilidades antes de impuestos pasaron de $71 millones en 2019 a sobrepasar los $322 millones en el 2020. Hoy, en lo que va de 2021 se ha logrado alcanzar la cifra total del año 2020, y se espera sobrepasar los $500 millones al cerrar el año, lo que significaría un aumento cercano al 55% superior al 2020, y casi seis veces el monto logrado en 2019. Es importante destacar el notable el aumento de utilidades, las que revierten las bajas sostenidas de los años previos al 2020.

Para la Presidenta del Directorio la evolución positiva de la Emporcha se basa en querer ser un gestor de cambio en la región, y comenta “La fórmula de la evolución financiera de la empresa es resultado del trabajo conjunto que va desde el Directorio hasta los trabajadores. Estos dos últimos años han sido desafiantes, pero tomar decisiones a tiempo, tener una logística a la altura, sumado a el rol clave para el abastecimiento y conectividad de la región que cumple la empresa, nos ha permitido la posibilidad de aumentar nuestra productividad, la que se ve reflejada en los números. Esperamos que esto marque la pauta para los próximos años, y sea la hoja de ruta para el futuro de Emporcha”.

Estados de resultado estimado total puerto

En éste gráfico podemos apreciar el crecimiento en utilidades de los muelles de Puerto Chacabuco en conjunto a los puertos de conectividad, donde desde 2020 hay un
marcado crecimiento en su rendimiento.

DE LA AMENAZA A LA OPORTUNIDAD

Los años marcados por las pérdidas financieras que tuvo la Empresa Portuaria Chacabuco se podrían explicar por el crecimiento de la competitividad en la región los últimos siete años, donde ésta tuvo que compartir sus clientes con las empresas que emergían: lo que partió como una amenaza fue tomado como un desafío para mejorar la calidad del servicio entregado y reestructurar algunas de las políticas de la empresa, para así volver a dominar el mercado local.

Por ejemplo, en el caso de las recaladas de cruceros, al no contar con un terminal de pasajeros muchos clientes emigraron a otras compañías, por lo que en 2016 se decidió construir un edificio a la altura, el que volvió a introducir a Emporcha entre los puertos competitivos para realizar éste tipo de servicios.

Otro hito importante que explica la baja del año 2017 a 2018 fue el cese de las actividades de la Minera El Toqui en la región, uno de los principales clientes de Emporcha, lo que fue un llamado a reinventar su prestación de servicios, buscando nuevos horizontes y oportunidades, ligadas a la
ampliación de su cartera de clientes en las diferentes industrias productivas de Aysén.

La empresa portuaria, además de tener a su cargo los muelles de Puerto Chacabuco, desde 2016 administran algunos de los puertos de conectividad de la región de Aysén, como Melinka, Raúl Marín Balmaceda, Puerto Cisnes, Puerto Aguirre y Puerto Gala; manteniendo sus muelles en las mejores condiciones para sus distintos usos en cada comunidad, los que además reciben subsidios estatales para garantizar su correcto funcionamiento; esto ha permitido aumentar el alcance la empresa, además de potenciar el trabajo colaborativo en conjunto con distintos puertos estratégicos de la región con la Comunidad Logística Portuaria, consejo compuesto por alcaldes de distintas comunidades, autoridades regionales, Emporcha, entre otros, los que velan por el desarrollo en conjunto, integral y sostenible de los principales muelles Aysén.

La evolución en alza de la Empresa Portuaria Chacabuco no ha sido azarosa. Los esfuerzos vertidos durante los últimos cuatro años por convertir a Emporcha en el puerto líder de la región los ha llevado lejos, convirtiendo sus esfuerzos en ganancias que marcan un hito en la historia de la empresa y donde éste año se espera superar los $500 millones en utilidades, además de buscar ser un vehículo de cambio para el desarrollo económico, social y turístico de toda una región, la que ha demostrado ser competitiva y tener los recursos y herramientas para ser un aporte al avance de todo un país.